De nuevo con la pérdida de datos de los pendrives

Volvemos con el eterno problema: pendrives corruptos.
A pesar de llevar entre nosotros más de una década los lusers aún no han aprendido que:

  1. No se debe trabajar directamente sobre el pendrive (sin copia, claro)
  2. Se deben hacer copias de seguridad de nuestros datos.
  3. Los pendrives pueden (y suelen fallar).
  4. Los pendrives de publicidad suelen ser igual de malos que los bolígrafos o encendedores de publicidad… IGUAL.

Hoy se ha presentado un luser con un pendrive de publicidad. De esos que se rompen con sólo mirarlos. Y como es lógico este hombre trabajaba directamente sobre el pendrive a modo de disco duro. Sin hacer jamás ninguna copia o respaldo de seguridad de sus datos.

Pues efectivamente, hoy que tenía una presentación de vital importancia “megaguayquetecagaslospantalones” … le ha fallado.

Al pincharlo en cualquier ordenador y en cualquier Sistema Operativo no hacía nada. Imagino que la electrónica se ha roto por algún motivo y el pendrive no era detectado.

Así que poco hemos podido hacer. Sí, ya sé que podría haber abierto el pendrive, revisar las soldaduras y darle un vistazo a la circuitería. Pero… ¿para qué?

Así aprenderá siempre a tener copias de seguridad. Que me duele la boca de decirlo y nunca hacen caso hasta que tienen un incidente como el de hoy. Entonces aprenden y no les vuelve a suceder.

Si ya lo decían nuestros mayores: La letra, con sangre, entra.

Comparten en ...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *