8 – Qué pueden hacer los pringaos para protegerse

Hola, soy Ramón Aguillo Pardillo (alias pringao) y soy el encargado de guiaros en este último capítulo. Tengo 5 amigos a los cuales ayudé a comprar el ordenador. Según esa experiencia, intentaré ser breve, y lo resumiré todo en un par de puntos:

¿Puede la gente conducir sin sacarse el carnet e ir a la autoescuela? ¿Pueden los pilotos de aviones llevar un avión sin tener conocimientos de aviación? No. ¿Entonces porqué tiene que haber un ordenador en cada casa? Los ordenadores son aparatos complejos, que corren software complejo. Todo intento de ocultar lo que hay debajo es una gran mentira. Hace falta conocer lo que hay en un ordenador, cómo funciona y cómo trabaja. Hacen falta conocimientos e interés. Un ordenador no es un microondas. Un ordenador no es una consola (meter juego y listo). Un ordenador no es un video. Si para programar el vídeo nos leemos las instrucciones… ¿porqué no hacerlo para usar un PC?

Si tienes un amigo panadero… ¿eso te da derecho a comer pan gratis cuando te apetezca? No. Si tienes un amigo informático… ¿eso te da derecho a que te instale/arregle el ordenador cuando te apetezca? No. Moraleja: cobra siempre. 6, 10, 20 o, mejor, 100 euros por hora de instalación y configuración, sea tu vecino, tu amigo, tu padre, tu madre, tu perro o incluso al mismísimo Luke Skywalker.

Windows hace fácil lo fácil e imposible lo difícil.

Windows no es fácil. Windows PARECE fácil porque los pringaos como nosotros les instalamos y configuramos todo. Hacemos de soporte técnico de Microsoft. Fomentamos su uso. Fomentamos la piratería. Aunque no lo hagamos directamente, lo hacemos al instalar un PC nuevo con Windows. Lo hacemos por instalar copias piratas de programa a los vecinos cuando nos lo piden, o por conseguirles los programas que necesitan. Lo hacemos por dar consejos sobre Windows, o por resolverles problemas. Nosotros somos el “Windows es fácil”. Me gustaría ver la cara de los usuarios de Windows típicos (los avanzados son avanzados en cualquier lugar) cuando les desaparece el modem del panel de control, cuando quieren borrar algo de Mi PC y no pueden, cuando intentan desfragmentar el CDROM (sí, lo he visto), cuando tienen que instalar una tarjeta de tv interna, cuando tienen que configurar el programa para ver el Canal+, cuando se les estropea el registro de Windows, cuando les llega un documento de Office 97 y tienen el Office 95, cuando les salen pantallas azules y saben que tienen que reinstalar. Nosotros evitamos todo eso, porque lo arreglamos nosotros. Hay que evitar eso. Tienen que aprender a ver lo que tienen, lo que usan. Tienen que ver la realidad, el tiempo que pierden.

Todo usuario de Windows tiene uno o más pringados que le resuelven la papeleta ante cada problema del sistema. Todo usuario de Linux es potencialmente pringao a menos que viva aislado en Siberia, no tenga parientes conocidos, no tenga Internet y además esté congelado desde hace 2000 años en un bloque de hielo.

Windows cuesta mucho tiempo y dinero: reinstalaciones, actualizaciones, más RAM, más disco duro, software, etc.

Si quien quiere tu consejo es un padre que pide el ordenador para el hijo y para el colegio (“NUNCA PARA JUGAR”, dicen) diles que les instalarás Linux, que es un Sistema Operativo que usan en las Universidades e ISPs por ser más avanzado que Windows y que no tiene juegos si él no quiere. Aunque te cueste más ponerlo en marcha (que lo dudo) y se lo tengas que configurar, sabes que NUNCA te llamará porque se le haya estropeado algo, que NUNCA podrá estropear él el sistema, que NUNCA tendrá virus, que NUNCA podrá borrar ficheros importantes del sistema, que NUNCA instalará mierda de las revistas, que NO necesitarás actualizar hardware cada 6 meses y que NUNCA lo usará para jugar. Plantéale a quien te pide el ordenador para qué lo quiere. Si lo quiere para trabajar, ponle Linux y configuráselo. Si lo quiere para jugar, pasa al punto siguiente.

Di que tú no instalas Windows porque está totalmente desaconsejado por sus agujeros de seguridad, los errores que tiene y porque no puedes hacerte responsable de un producto tan lamentable. Di que en los sitios serios se usa Linux o UNIX (como en ISPs o en empresas) y que tú desde 1998 (en mi caso) no tocas un Windows porque usas un Sistema Operativo superior que sirve para trabajar, para estudiar, para aprender informática y para jugar si hace falta. Dile que en Linux no hay virus, que su hijo no podría estropearlo, y que él como padre podría supervisar qué programas necesita y qué instala. Dile que el ordenador lo podrían utilizar varias personas y que cada uno tuviera acceso a unas cosas u otras sin poder estropear las de los demás. Dile que es aún más fácil que Windows y que se usa el KDE o GNOME para verlo (en este punto le enseñas tu propio PC y no hace falta decir más). Por supuesto, se lo tendrás que INSTALAR y CONFIGURAR tú, pero NADA MAS.

Si aún así decides ayudarles a instalar un Windows, después de hacerlo, todo lo que quedará de tu esfuerzo y buena voluntad será:

Seguro que el que nos compró el ordenador se ganó un dinerito… seguro“.

Esto no hace más que sacar pantallas azules, seguro que nos compró una mierda de ordenador“.

Esto no hace más que sacar pantallas azules, seguro que lo instaló mal“.

(4 años después de comprar el ordenador) “Madre mía, esto va lentísimo, ¡pero si tiene 64 megas de RAM y 2 gigas de disco duro y me costó 200.000 pesetas! ¿Cómo no va a ir el Windows 2004? Seguro que son excusas del pringao ese para que le compremos algo“.

Ya ves, le digo que si puede venir a cambiarte el disco duro y me dice que no puede, que tiene exámenes, va a presentar el Proyecto Fin de Carrera, tiene que preparar unas oposiciones, a las 8 al salir de la universidad tiene que ir al trabajo y por las noches hace horas extra de vigilante jurado y que en la hora que le queda libre trabaja gratis para una ONG. Vaya primo que tienes que dice que no tiene tiempo de venir a arreglarte el ordenador…“.

Si aún así, después de todo, decides instalar un Windows a otra persona…

1. Asegúrate de explicarle cómo funciona el ordenador ANTES de enchufarlo. Niégate a enchufarlo antes de que escuche que el ordenador tiene una placa base a donde se conecta la memoria RAM, el disco duro y el procesador, y 4 cosas básicas más.

2. Una vez encendido, no dejes usar el ordenador hasta que haya entendido que en el disco duro hay ficheros y directorios, dónde está el directorio raíz, y qué directorios se puede encontrar a partir de ahí, tanto desde Windows como desde MSDOS.

3. Explícale que hay otros Sistemas Operativos mejores, con menos fallos, más estables, con más programas.

4. Muéstrale las pocas cosas que lleva el Windows (notepad, paintbrush) y calcúlale en la calculadora lo que le costaría a él tener legales todos los programas que necesita (Office, ACDSee, Photoshop, etc.).

5. Niégate en redondo a instalar software pirateado. Instala en su lugar programas libres o gratuitos, como StarOffice, Netscape, Opera, Eudora, etc. Enséñales el Outlook y el Explorer y diles que si los usan (al igual que si instalan algo pirata) ya no podrás ayudarle con el ordenador y que declinas toda responsabilidad y no podrás solucionarles los problemas.

6. Instala un Linux con KDE o GNOME en otra partición y déjalo configurado con acceso a Internet y muchos programas en los menúes. A veces les entrará la curiosidad de verlo, lo probarán. Verán que no es feo, verán que no es lento. Eso romperá todas las mentiras que se dicen en Internet y en la tele (Linux es feo, Linux está hecho por chavales, no vale para nada, etc.). Tal vez te sorprendas y le puedas dar alguna solución en Linux (“se me cuelga el windows y tengo que hacer un trabajo importante” -> instalas StarOffice en Linux y veremos qué opinan de Linux a partir de ese momento).

Nada más, espero con este documento salvar a otros pringados de caer en las redes del usuaribus chupopterus. Este caso de arriba es sólo un ejemplo. Es sólo una de las muchas personas que me han pedido consejo sobre comprar un ordenador en la vida, y que me han enganchado en una espiral de “se me ha estropeado” y “por favor instálame esto” que me hace perder muchas horas de mi tiempo libre cada año, no sólo instalando, sino comprando, buscando o desesperándome.

Recuerda, no seas el soporte técnico gratuíto de Microsoft.

Comparten en ...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+

2 pensamientos en “8 – Qué pueden hacer los pringaos para protegerse

  1. Federico Pardo

    Que buen rato he pasado con este articulo, y cuanta razon tienes. Sin ser especialista, soy solo un investigador por cuenta propia, me han pasado casos como este, por lo que termine pasando de amigos que te buscan cuando el ruindos se peta.
    Saludos desde Ubuntu 8.10 Ultimate Edition 2.0

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *